miércoles, 12 de noviembre de 2014

HOY HABLAMOS DE EPOC


La EPOC es un proceso prevenible y tratable que se caracteriza por una obstrucción al flujo aéreo no reversible completamente. La obstrucción es generalmente progresiva y se asocia a una respuesta inflamatoria anormal frente a partículas y gases nocivos, producidos principalmente por el tabaco. Aunque la EPOC afecta al pulmón, tiene consecuencias sistémicas significativas.

Pacientes en riesgo

Todo paciente fumador con un consumo acumulado de tabaco 20 paquetes/año ha de ser considerado como paciente en riesgo. La existencia de tos y expectoración durante más de 3 meses al año durante 2 años consecutivos, o disnea limitante, debe ser valorada como un posible síntoma centinela del desarrollo de una EPOC.

En estos pacientes se recomienda la realización de espirometría forzada.

Tratamiento:

1. Broncodilatadores
Son los principales fármacos en el tratamiento de la EPOC. Su administración debe ser inhalada.
2. Glucocorticoides
Se utilizan cuando los broncodilatadores solos no son suficiente. Su administración generalmente es inhalada.

En los pacientes con EPOC es importante la prevención de las infecciones bacterianas y virales (vacunación antigripal).

Para más información acuda a su médico de familia.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada